Editorial/ lluvias, ola de calor, inundaciones, pérdidas humanas, el cambio climático ya afecta al Perú

Editorial/ lluvias, ola de calor, inundaciones, pérdidas humanas, el cambio climático ya afecta al Perú

El Informe sobre el Desarrollo Humano Perú (IDH) del año 2013 señaló que el  67% de los desastres en el país se vinculan a fenómenos climáticos. El Ministerio del Ambiente ha dado la cifra de que son 5.5 millones de peruanos vulnerables a lluvias intensas y 2.6 millones de peruanos expuestos a heladas y friajes. Basta ver por la televisión o escuchar por la radio todos los desastres y pérdidas humanas y materiales que se están generando en norte, centro y, sobre todo, sur del Perú.

El Cambio Climático es el principal generador de los problemas ambientales que anualmente azotan al país, por lo cual exigimos que se tomen en cuenta las siguientes medidas relacionadas al Medio Ambiente y al Cambio Climático, a fin de preservar la vida, la naturaleza y los bienes patrimoniales de todos los peruanos y peruanas.

  • La ola de calor

El calor ha aumentado en diversos lugares del país, incluyendo la capital Lima en la cual la temperatura ha alcanzado niveles impensados como 38° centígrados. Varios estudios científicos señalan que es el Cambio Climático el fenómeno que genera este aumento de temperatura. Así por ejemplo, el Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPCC) señaló en un estudio que durante el siguiente siglo la temperatura se elevará entre 2.5 y 20 grados Farenheit[1]. Por ello se pide que el Estado peruano implemente una real estrategia que reduzca la emisión de gases de efecto invernadero. Para ello, se necesita regular en el reglamento de la ley de cambio climático la forma y los plazos en los cuales el Estado peruano buscará aplicar las Contribuciones Determinadas a nivel Nacional (NDC), compromiso adoptado en el Acuerdo de París del año 2015.

 

  • Lluvias e inundaciones

Otra consecuencia del cambio climático es el excesivo nivel de lluvias y las inundaciones que se generan. Un estudio del año 2018 del “Instituto Postdam para la Investigación del Impacto Climático” señala que es “probable que el cambio climático siga alterando la prevalencia de cifras récord en los meses de sequía y de lluvia en el futuro, con consecuencias graves para la producción agrícola y para la seguridad alimentaria[2]. Como señalamos en el punto anterior, debe replantearse la estrategia que reduzca la emisión de gases de efecto invernadero, pero además debe realizarse una serie de acciones que reduzcan el impacto de las posibles inundaciones, como por ejemplo la limpieza de escombros y basuras del cauce, la reevaluación de la calidad de las obras adyacentes al río como puentes o caminos y, sobre todo, la eliminación de las actividades de deforestación en las partes altas de las cuencas, cuyos residuos son arrastrados por las lluvias y generan huaicos y deslizamientos agresivos.

  • Ciudadanos que viven en las laderas de los cerros/ríos

Muchas personas han visto afectadas su derecho a la vivienda, integridad e incluso a la vida por vivir en las bordes de cerro y ríos. Demandamos que el Estado peruano elabore una alternativa integral para los ciudadanos que han perdido sus casas y ofrezca mecanismos adecuados para que estos satisfagan su derechos humanos a la vivienda justa y a la dignidad, y no simplemente actuar en base a una superficial ponderación entre derecho a la vivienda y el derecho a la vida o la integridad. Esta medida debe ser aplicada tanto a los afectados por los desastres como a aquellos ciudadanos que se identifiquen que viven en zonas consideradas de alto riesgo.

  • Información adecuada y participación ciudadana

 

El Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres (SINAGERD) fue creado en el 2011 mediante Ley N° 29664. Este Sistema tiene como finalidad la de identificar y reducir los riesgos asociados a peligros o minimizar los efectos, evitado nuevos riesgos y preparando a los ciudadanos ante situaciones de desastre. Este sistema tiene que actuar antes y durante el desarrollo de estos fenómenos naturales. Exigimos que dicho sistema funcione eficazmente, aplicando especialmente el trabajo cercano a la ciudadanía. Para ello, pedimos que se respete el principio de subsidiariedad, por el cual se busca que las decisiones se tomen lo más cerca posible a la ciudadanía, y el principio de acción permanente, por el cual se garantiza a todos por igual el acceso a los servicios relacionados a la Gestión del Riesgo de Desastres. Exigimos que se implemente de manera integral de la Política Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres, cumpliendo los siguientes procesos: estimación de riesgos; prevención y reducción del riesgo; preparación, respuesta y rehabilitación; y las acciones de reconstrucción.

 

Estudios señalan que para el 2050, la temperatura se incrementará en 2 °C y al finalizar el siglo XXI se produciría un calentamiento considerable de 5 a 6 °C en muchas partes de los Andes. Considerando esto y tomando en cuenta el principio precautorio, por el cual se permite tomar o exigir medidas protectoras ante sospechas fundadas de que una actividad genere daños a la salud pública o el medio ambiente, sin necesidad que se tengan pruebas científicas definitivas, es que exigimos al Estado peruano tomar medidas claras contra el Cambio Climático y los desastres.

[1] Ver en: https://climate.nasa.gov/effects/

[2] Ver en: https://www.nytimes.com/es/2018/12/14/cambio-climatico-inundaciones-sequias/